Ir al contenido ↓ Ir al menú ↓

Búsqueda

Seleccione el tamaño de letra que desea para la página:

Situación actual en la web:
Puerto Serrano > Turismo > Gastronomía

Gastronomía

 

Entrantes

 209-alacena04

  • Chacinas y embutidos
  • Queso
  • Mosto
  • Aceite 

 

 

Platos

  • Espárragos Trigueros
  • Boronía de Calabaza

 

Conejo de campo en salsa

Se echa a una sartén, con un poco de aceite, cuatro dientes de ajo, una cebolla, un tomate y un pimiento bien picado.

Se le añade un conejo troceado y se le echa sal, pimienta, un poco de orégano y de tomillo.

Se le dan dos o tres vueltas y se le añade un vaso de vino.

Al poco se le añade agua y se deja cocer hasta que la carne esté tierna.

 

Potaje de tagarninas

tacarninas

Cogemos un kilo de garbanzos y los ponemos a remojar en agua durante 12 horas con un poco de sal. Limpiamos dos kilos de tagarninas, las troceamos y las ponemos al fuego con abundante agua hasta que estén tiernas.

Una vez remojados los garbanzos, se lavan y se introducen en una olla cubiertos de agua. Se les añade sal y se ponen a cocer hasta que estén tiernos.

Mientras, preparamos el majado: en un mortero, se maja una cabeza de ajo, media cebolla, tres ñoras, tres clavos, 10 gramos de pimienta negra y dos rebanadas de pan (fritas), añadimos 200 cc. de aceite de oliva y removemos todo bien.

A continuación, añadimos el majado a los garbanzos, las tagarninas cocidas, chorizo y morcilla, y se deja cocer todo durante 25 minutos aproximadamente, hasta que espese un poco.

Una vez cocinado, se sirve en una cazuela de barro.

 

Huevos en salsa

huevos-con-salsa-almendras-marca

En primer lugar hay que cocer 8 huevos, pelarlos y partirlos en mitades. Trocear cuatro dientes de ajo, una cebolla y perejil. En una cazuela, calentamos medio vaso de zumo de oliva y refreímos los ajos, la cebolla y una hoja de laurel hasta que se dore, que es cuando se añade una cucharada de harina y un vasito de vino blanco, removiéndolo constantemente hasta que se haga una salsa espesita.

Por último se añade comino, pimienta molida y azafrán.

Hay que moler todos los ingredientes y poner las mitades de los huevos con cuidado encima de la salsa, para que no se rompan y cubrirlos con la misma .

Luego hay que espolvorear con una pastilla de Avecrem y perejil, dejando cocer en una sartén un par de minutos.

Se suele acompañar con un aliño de tomates picados y atún.

 

Sopa vuelta con espárragos y patatas

sopa vuelta de esparragos y patatas

Se parte medio kilo de espárragos, se pela una cabeza de ajos y se cortan en láminas. Las pelan 2 patatas y se cortan como para freírlas. Cogemos medio kilo de pan y se corta en trocitos pequeños. Poner en una sartén con aceite caliente (un vaso de aceite de oliva).

Se refríen los ajos hasta que se doren, y es cuando se añaden los espárragos lavados y escurridos. Se mueve todo y se le echan las patatas, hasta que todo esté tierno.

Se añade agua y sal, y cuando empiece a hervir se añade el pan y se mueve todo hasta que se consuma el caldo. Ahora es cuando con ayuda de una espumadera se unen bien todos los ingredientes hasta que queda una masa compacta parecida a la de la tortilla de patatas.

Una vez que esté dorada por una parte se le da la vuelta y se dora por la otra cara

Se come en caliente, acompañada de unas rabanitas tiernas o unas aceitunas.

 

Cabrillas con tomate

cabrilla con tomate

Para empezar a preparar este plato, hay que ayunar bien las cabrillas el día anterior y lavarlas varias veces.

En una sartén refreímos ajos, una cebolla, un pimiento verde, un tomate y una hoja de laurel. A esto le añadimos vino blanco.

En una olla ponemos las cabrillas, añadiéndoles el refrito anterior y echándoles agua. Todo esto lo hervimos durante aproximadamente una hora.

Estarán hechas cuando el agua se haya consumido bastante y quede una salsa espesa.

Lo servimos muy caliente.
 

 

Caracoles en caldo

cabrillas en salsa

Ayunamos los caracoles durante un día con un poco de harina. Lavamos bien los caracoles, varias veces con agua y sal, hasta que el agua salga limpia.

En una olla ponemos agua abundante y echamos los caracoles poniéndolos en el fuego muy lentamente al principio para que asomen las cabezas, y después subimos el grado de calor para que se queden fuera.

Añadimos a la olla una cebolla entera, una cabeza de ajo, hinojo y poleo. Ponemos también sal y pimiento picante.

Lo dejamos a fuego medio durante 45 minutos y luego lo servimos muy caliente con caldo.

Repostería
 

Tortas de hornazo

tortitas_de_aguardiente

Para su elaboración el primer paso es la raspadura del limón, a la cual se le añade canela. Se fríe una cascarita de limón y naranja china. A todo esto se le añade matalahúga, “aolín”, almendras fritas machacadas, un cuarto de aceite, un kilo de harina y por último se le pone almendras enteras por encima. Cuando ya está la masa preparada, se espolvorea azúcar por encima.

El último paso es ponerla en el horno durante un cuarto de hora.

 

 

 

 

 

 

Buñuelos con miel

 bunuelos con miel

 

 Pestiños

pestillos

 

Molletes

molletes

 

Gachas con miel

gachas con miel

En un cazo, añadimos zumo de oliva y matalahúga, canela en rama y una cáscara de limón. Lo ponemos a calentar y lo dejamos dorar levemente.

Seguidamente añadimos medio litro de leche y dejamos que se caliente sin hervir.

Añadimos una taza de harina y otra taza de harina fina de maíz, moviéndolo todo para mezclarlo bien con 500grs. de azúcar y vainilla en rama.

Lo dejamos cocer durante unos minutos y una vez que estén homogéneas las gachas, las apartamos y añadimos picatostes de pan frito.

 

Polea

En una sartén se fríe una cebolla y matalahúga, se cuela y se reserva el aceite.

Cogemos pan, lo cortamos a taquitos y se fríe (que es lo que llamamos coscorrones), reservándolos para cuando haga falta.

En una cacerola se pone leche a la cual se le va añadiendo harina, y se va removiendo.

Cuando empiece a espesar se le añade aceite, azúcar y los coscorrones.

Una vez que tiene el espesor suficiente, se sirve en platos y se le pone canela molida por encima.

 

Tortitas de viento

tortita de vino

En un bol hondo y grande se pone medio vaso de leche, medio vaso de vino blanco, medio vaso de mantequilla derretida, y sal.

Se bate todo, se echa un kilo de harina y se va amasando hasta que quede hecho una bola en las manos.

Extendemos la masa fina con ayuda de un rodillo, cortándolo en tiras.

Se fríe con abundante aceite caliente, espolvoreándolo finalmente con azúcar y canela molida.